La ropa sucia no se lava.

Abierta Mente

La ropa sucia no se lava.

En nombre del famoso dicho «la ropa sucia se lava en casa», o en nombre de «la prudencia», «el amor», «la dignidad», o peor «la gente como nosotros no habla de eso», se nos invita a callar y a ser cómplices de muchos secretos de familia con los que instintivamente no estamos de acuerdo.

Libros recomendados:

Padres que odian (Toxic Parents), Susan Forward.

Secretos de familia, John Bradshaw.

Una educación (Educated), Tara Westover.